Entrevista a Carlos Francisco Yametti, presidente del CIHF

Resumen

          Es para mí todo un placer poder entrevistar a uno de los mejores investigadores mundiales de la historia del fútbol, aunque el tema a tratar no sea sobre él y su obra, que en otro momento será. Aunque no es del todo acertado decir que esta entrevista no trata sobre su obra porque el
Artículo
Download PDF

          Es para mí todo un placer poder entrevistar a uno de los mejores investigadores mundiales de la historia del fútbol, aunque el tema a tratar no sea sobre él y su obra, que en otro momento será. Aunque no es del todo acertado decir que esta entrevista no trata sobre su obra porque el CIHF ya lo es.

            Carlos Francisco Yametti nació en Buenos Aires el 15 de junio de 1951 y es presidente del CIHF.

 Hola Carlos , ¿Podrías hacer un poco de historia y explicarnos cómo nació el CIHF?

Para hablar del nacimiento del CIHF tenemos que marcar dos etapas distintas.

La primera -digamos la Prehistoria del CIHF- fue hacia 1988. Por entonces comencé a editar una serie de cuadernillos (se llamaban “Archivo del Fútbol”) y gracias al apoyo que me brindó Edgardo Martolio los publicitaba a traves de su revista revista Sólo Fútbol, ofreciéndolos en forma de suscripción. De esta forma, además de difundirlo, tenía un contacto mas fluido con quienes eran los compradores. Por entonces ya tenía unos cuantos años de concurrir a las distintas bibliotecas y siempre pude observar que había mucha gente que se apasionaba por la historia del fútbol, pero claro, el trabajo del historiador era bastante solitario, como una especie de hobby que se hacía solo y no se compartía. Se me ocurrió que eso se podía cambiar y de alguna manera transformarlo en algo más comunitario, donde con un menor esfuerzo y gasto de tiempo se podía llegar a las mismas metas, simplemente juntando a la gente. Yo hago A, vos hacés B, lo intercambiamos y tengo A y B en la mitad de tiempo.

Paralelamente para esa época -cuando todavía no existía la Internet y el mail y todo se hacía vía postal- yo había hecho contactos con varias asociaciones de historiadores que pululaban en Europa, en Suecia, Inglaterra, Alemania, Francia y España. De vuestro país recibía los Boletines que editaba José Del Olmo -hechos a puro pulmón y Olivetti- y los miraba con mucha envidia pensando que aquí deberiamos hacer algo similar.

Por entonces en la Super Fútbol se publicó una linda estadística sobre el Amateurismo, con una tabla acumulada y una serie de detalles. La nota la habia hecho Jorge Sepiurca, historiador de Platense y además Director del Museo Juan Manuel Fangio, de la ciudad de Balcarce. Me llamó la atención que hubiera alguien que también tuviera esa cantidad de datos.

Fui a visitar a Sepiurca y le propuse la idea de formar una asociación que nucleara a la gente que le gustaba la historia y la estadística; teniendo como base de partida los suscriptores de mis cuadernillos. Nuevamente Sólo Fútbol colaboró prestándonos una oficina donde hicimos una reunión (vinieron cerca de 50 personas) para dar a conocer la idea. Como hubo varios interesados decidimos avanzar en la organización.

Al centro que formamos lo bautizamos CIHF (Centro para la Investigación de la Historia del Fútbol). Lo contacté a Del Olmo y le pedí autorización para “copiarnos” su nombre adaptándolo. Mandamos notas a los historiadores que yo conocía del exterior, quienes inmediatamente se asociaron. Conseguimos una oficina que subalquilamos en la calle Jean Jaures, del barrio de Once (a un primo de Italo Moreno) y editamos algunos boletines (llegamos a seis ediciones).

En poco tiempo llegamos a tener alrededor de 60 asociados y ya habíamos instalado una pequeña biblioteca. Todo esto fue hacia mediados/fines de 1989.

Casi un año después las dificultades económicas provocadas por la inestabilidad de la economía y de la moneda, que siempre asolaron al país, causó una temprana disolución. Ya no había dinero para subalquilar, imprimir el boletín salía más caro y cobrar las suscripciones (las del exterior) se dificultaba muchísimo por nuevas regulaciones bancarias.

Decidimos “cerrar la persiana”, pero esa disolución fue sólo institucional ya que el núcleo fundador continuó frecuentándose e incorporando a nuevos adeptos a sus reuniones mensuales de camaradería, que afortunadamente logramos mantener vigente. Con las variantes lógicas del paso del tiempo, siempre lográmos mantener un grupo de al menos 10 personas y siempre se mantuvo como premisas fundamentales la amistad y el respeto hacia las preferencias del prójimo.

La segunda parte, la de la historia, comienza unos años después. Las reuniones mensuales continuaban y ya otras personas se habían integrado al grupo. Ya existía la Internet e incluso los “grupos”, y una de estas nuevas personas, Osvaldo Gorgazzi, tuvo la idea de hacer un grupo en Yahoo para que el intercambio de información y el contacto entre nosotros, pudiera hacerse mas fluido y constante. La propuesta tuvo una rápida aceptación y esta vía logró que comenzara a unirse más gente.

Como resultado de esto, poco tiempo después bastó que se propusiera nuevamente la idea de reorganizar la institución para que esta prendiera con fuerza. Luego de unos reuniones preliminares entre los “antiguos” y los “nuevos”, realizadas en un salón que nos prestó la UTPBA (Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires, el sindicato de los periodistas), donde intercambiamos las ideas de cómo llevar adelante el centro, se decidió su refundación. El acto tuvo lugar en la sede del Club Excursionistas, gentilmente gestionada por Pablo Wildau, y allí, el 23 de Noviembre de 2002, el CIHF fue reorganizado mediante una asamblea en la cual participaron 19 historiadores, coleccionistas y estadígrafos de varios puntos del país.

Una de las decisiones fue gestionar su personería jurídica como una “Asociación Civil sin fines de lucro”, lo cual se obtuvo el 12 de Abril del año siguiente. Fecha emblemática para el fútbol argentino ya que un 12 de Abril, en este caso de 1891, se jugaron los primeros partidos del primer torneo puntuable en Argentina.

 ¿Qué objetivos se marcaron en la fundación y si piensas que se han visto cumplidos?

 Los objetivos están claramente expresados en nuestro Estatuto, en el Articulo 2 dice: Son sus propósitos divulgar, hacer conocer y trabajar en post de una información confiable y definitiva de los distintos aspectos de la historia del fútbol argentino y mundial, a partir de trabajos de investigación, publicación y difusión. Establecer encuentros sociales y culturales, en un marco de respeto y camaradería por todos los integrantes del Centro, las Instituciones profesionales y amateurs que componen el Fútbol Mundial, y los medios de difusión pertinentes, mediante el intercambio de información ú otro dato de interés particular.

Con respecto a si creo que se han visto cumplidos los objetivos, diría que no. Estamos en camino y vamos avanzando. Pero los objetivos en definitiva están en el ideario de cada uno y creo que no tienen límite. Me parece bueno que no estén cumplidos porque de lo contrario se habría acabado la razón de ser del CIHF. Digamos, seria como que un filatelista un día consiga tener todas las estampillas editadas y ya no se hagan nuevas ediciones: simplemente ¡se acabó el motivo de su hobby!.

Nos vamos planteando objetivos a corto y largo plazo y en la medida de las posibilidades tratamos de cumplirlos. Pero nuestra pasíon y las ansias de conseguir las cosas chocan constantemente contra una lógica económica y de vida. Explico: casi todos los que nos dedicamos a estos lo hacemos por la simple pasión del conocimiento y de la acumulación de datos. Muy pocos logran ingresos monetarios por estos trabajos de investigación. Por esa causa el tiempo que uno puede dedicarle a la historia del fútbol, necesariamente tiene que robárselo a sus relaciones familiares y laborales. Como se comprenderá es dificil mantener esta situación a largo plazo, lo cual va en detrimento de este hobby.

 A lo largo de estos años el CIHF ha crecido enormemente en todos los sentidos, ¿no es cierto?

 Es cierto, hemos crecido.

Empezamos siendo 19 fundadores, y algunos más que seguramente faltaron ese día, y actualmente tenemos alrededor de 150 asociados y una cantidad indeterminada de seguidores.

Editamos un  primer Boletín y ya superamos el número 50.

Este boletín al comienzo era solo para socios y actualmente va a una gran cantidad de gente. No sé el numero exacto pero calculo que mas de 1.500 personas lo reciben.

Hicimos algunas investigaciones que acapararon la atención de algunos medios nacionales de gran alcance. El diario Clarín -sin duda el mas leido de Argentina- reprodujo algunas de estas como, por ejemplo, la fecha de fundación de River Plate, idem de la de Quilmes, el gol con que Labruna alcanzó a Erico en la tabla de goleadores, la puja Varallo/Palermo por máximo goleador de Boca y los primeros partidos de fútbol en el país; por mencionar solo algunas.

El nombre del CIHF suena muy seguido y muchos lo consideran el verdadero referente para la historia del fútbol. En varias ocasiones hemos sido citados como palabra autorizada.

Lo que nos está faltando para un mayor crecimiento es la posibilidad de disponer de una sede propia. Si bien hace poco pasamos a contar con una oficina alquilada, la misma se utilizará para atender cuestiones administrativas y un pequeño espacio para instalar una bibioteca. Nos está faltando un espacio amplio donde poder instalar un Museo del fútbol, salón para charlas y conferencias y salón para el recuerdo.

 ¿El tipo de socio que lo conforma ahora es muy distinto al que lo fundó?

 Diría distinto, sacándole el muy.

El grupo fundador estaba compuesto integramente por investigadores, historiadores y estadígrafos, con una cierta experiencia en el tema. Para algunos esta experiencia abarcaba varios años, para otros algo menos. Pero el común en todos era una cierta práctica en concurrir a bibliotecas, buscar diarios, revistas, indagar, etc. Como ya comenté, no existía Internet y el trabajo era más arduo.

Con el paso de los años y la mayor divulgación de la computación, los grupos y los foros, el crecimiento cuantitativo del Centro origino que al mismo se acercara mucha gente, joven y no tanto, pero con poca experiencia en este campo. Reemplazada, eso si, por las ansias de conocer y aprender más.

Actualmente vemos que a CIHF se acercan muchos historiadores monotemáticos -porque se dedican a un solo equipo o a un solo tipo de competición- y también muchos que limitan su investigación en el tiempo. Con tanta gente la variedad de gustos e intereses, lógicamente, se acrecienta. A menudo vemos que en el foro la mayor preocupación de los foristas se centra en la actualidad, en lo que ocurrió en la última fecha; pero creemos que de todas formas eso está dentro de los objetivos del CIHF ya que el presente mañana será historia.

 ¿Es el CIHF un lugar de encuentro para investigadores argentinos solamente?

No solamente. Es cierto que el 90% de los asociados son argentinos, pero también contamos con gente de otros países: Perú, España (además de vos hay otros cuatro), Uruguay (cerca de 10), Chile, Brasil, Italia. No recuerdo si hay de otros países. Normalmente en el foro se tocan temas vinculados al fútbol argentino; pero hay unos cuantos que siguen la historia de otros países así como también las competencias internacionales “urbi et orbi”.

 ¿Qué actividades internas desarrolla el CIHF con sus socios?

 Como mencionaba anteriormente, al ser este un hobby y no un trabajo remunerado, en la mayor parte de los casos, dificulta a veces la concreción de proyectos. Hemos visto muy a menudo que algún proyecto que se empieza con gran entusiasmo, si se alarga en el tiempo, normalmente termina truncándose: las urgencias laborales y familiares en ocasiones hacen que perdamos soldados antes de terminar la batalla.

Otro aspecto a tener en cuenta es que en ocasiones muchos asociados sienten una especie de pánico escénico que los cohibe a tomar parte en actividades comunes.

De todas formas llevamos adelante algunas actividades abiertas a la totalidad de los socios: la página en Internet, que si todos los socios aportaran algo seguramente sería monstruosa; el foro de Internet realmente funciona bastante bien con un profuso intercambio e información y alguna que otra polémica; el Boletín lo estamos llevando adelante a pesar de que muchos socios parecen no animarse a enviar colaboraciones. Recientemente además tenemos un espacio semanal en una radio el que está abierto para la participación de todos los asociados del centro.

Los grupos de trabajo en un momento se plantearon varios, pero la realidad indica que quedan actualmente sólo dos o tres funcionando. Estamos en el intento de formar una Comisión que pueda darle más vuelo a esta actividad asociada.

 El grupo formado en yahoo es impresionante ¿puede ser el motor de las actividades?

El grupo seguramente sirve para plantear actividades. Pero lo que hemos notado es que este grupo es mas bien como el relax que necesitan los asociados dentro de su vorágine diaria; por lo cual es más que nada una especie de “mesa de café” enorme donde se plantean distintos temas y cada uno hace el aporte que cree necesario. De todas formas quienes participan activamente en el foro son aproximadamente un tercio de los asociados del centro; sabemos que un porcentaje importante lee toda la información que se cursa pero no participa.

Posiblemente el dia que consigamos mayor participación y compromiso de los asociados para llevar adelante tareas comunes, el foro puede motorizar más facilmente estas actividades.

 Recientemente habéis conseguido una sede física ¿qué beneficios aporta al Centro?

 También tenéis una biblioteca. Háblanos de ella.

La sede la hemos conseguido recientemente, y de hecho aún no la hemos inaugurado pues estamos haciendo reparaciones. La idea es que tener una sede propia va a redundar en beneficios ya que por de pronto nos va a brindar una especie de identidad; un lugar donde los asociados pueden encontrarse; un lugar para reuniones, donde poder citarse con los consocios. Logicamente todo esto dependerá de cómo el asociado sepa sacarle provecho. El lugar es, en realidad, como mencioné anteriormente, una oficina que servirá mas que nada para temas administrativos; el sueño que tenemos es en algún momento poder tener ese espacio amplio que además de oficiar de sede del CIHF sirva para tener una gran biblioteca, un museo del fútbol, salones para la memorabilia, sala para reuniones, charlas y conferencias, etc. Pero sabemos que para una asociación civil el proyecto es casi inalcanzable sin contar con un tipo de apoyo.

Con respecto a la Biblioteca, es muy amplio el material de que disponen los asociados. Diría que juntando todo tendríamos la mayor biblioteca deportiva, tal vez del mundo. Pero el CIHF -debido a que no contábamos con un espacio propio- por el momento cuenta con una incipiente colección. Esperamos que con la novedad de la sede propia, la biblioteca comience a crecer en breve, ya seas por adquisiciones y además por donaciones. Tenemos las puertas abiertas para todo aquel que quiera donar algún material.

 ¿Qué requisitos son necesarios para ser socio del CIHF?

 Siempre decimos que para asociarse al CIHF no hay que dar ningún examen previo. Solamente tener ganas de conocer la historia del futbol y saber compartir el hobby. A quienes quieren ingresar tratamos que les quede en claro que no es un foro de disputas ni de las clásicas “cargadas” hacia los rivales. Siempre mantuvimos en alto que uno de los principales objetivos del Centro es la difusión de la historia “dentro de un marco de respeto y camaradería”. Por eso apoyamos fuertemente la tarea del Moderador del foro y la de la Comisión de Etica.

En lo material, el único requisito es abonar la cuota mensual.

             Muchas gracias Carlos. Os deseo lo mejor para el futuro.

 

Hazte Socio

Miembro del CIHEFE

Publicado en: General

Nº 21

Números publicados

Revista indexada en:

dialnetdialnet
Tienda oficial de CIHEFE
Hazte Socio
Foro

Redes sociales