Génesis del fútbol en Nicaragua 1909-1928

Resumen

Etiquetas: , , ,

La práctica del fútbol en sus inicios en Nicaragua 1909-1928 se concentró principalmente a nivel geográfico en el ámbito urbano de la ciudad de Managua y perteneció al ámbito privado. A nivel de clase fue una actividad controlada por la clase dominante, debido a que se ejecutaba entre miembros de las principales colonias extranjeras y de la burguesía nacional, lo que impidió su popularización.
Abstract

Keywords: Central America, Football, History, Nicaragua

The practice of football in Nicaragua (1909-28) was initially concentrated at a geographical level in the City of Managua on a private scale. It was an activity controlled by the dominant classes, because it was carried out by members of the main foreign colonies and national upper middle class elements, which prevented it from becoming popular.

Artículo
Download PDF

Introducción

La conexión estable de Nicaragua al mercado mundial a través del café fue impulsada por el gobierno de José Santos Zelaya (1893-1909), quien puso las bases jurídicas, políticas, económicas y sociales para la modernización del Estado nicaragüense y permitieron la consolidación del capitalismo en el país.[1] Con la caída de Zelaya la burguesía conservadora aprobó la ocupación estadounidense con la esperanza de una paz social y una prosperidad económica garantizada. Trató de que el pueblo compartiera su actitud, pero no lo logro. Imputaron la reprobación popular contra la ocupación a la falta de preparación política de las masas y a la falta de self-control. Insistieron, para justificar la intervención, en la supuesta anarquía que reinaba en Nicaragua.[2] La ocupación estadounidense hizo que el Estado nicaragüense perdiera totalmente su independencia del capital extranjero. La dominación económica y financiera llevo a que los banqueros estadounidenses decidieran sobre el presupuesto de Nicaragua, ubicaron las mejoras que se tenían que hacer y determinaron las cantidades que el país tenía que gastar mensualmente en el mantenimiento de su propio Estado.[3]

La llegada del deporte a Nicaragua ocurrió en un contexto donde en las fiestas patronales existían juegos de danza; de los cuales unos tienen su origen en el tributo que los indígenas ofrecían a sus divinidades; mientras que otros dimanan de la conquista y servían para distraer al pueblo con motivo de la celebración de las fiestas religiosas. Entre los principales juegos de danza sobresalen: Los Chinegros, La Vaca, El Toro Guaco, El Toro Encohetado, El Toro Venado, La Yegua, Los Mantudos, Moros y Cristianos, Los Diablos, Las Inditas, La Gigantona, El Enano, El Macho Ratón, El Gigante, El Tabureteado, etc.[4]

Acerca de la llegada del fútbol a Nicaragua se tiene que uno de sus principales precursores fue el profesor Napoleón Parrales Bendaña, quien cursaba estudios superiores en Costa Rica en donde aprendió este deporte. Al retornar al país lo enseñó a sus colegas diriambinos con el fin de que poco a poco la población lo comenzara a practicar. Otra versión apunta que las familias más pudientes enviaban a sus hijos a Europa y regresaron con la fiebre del fútbol en el año de 1907 y juntos crearon la “Sociedad de Ahorro” cuyo objetivo era el de recaudar fondos para el fomento y la práctica del balompié en la ciudad y finalmente se practicó el primer partido oficial en el año de 1910.[5] Fundamentado en todo lo anterior es que se justifica el hecho de estudiar la génesis del fútbol en Nicaragua desde los inicios de sus prácticas en 1909 hasta la formación del primer campeonato en 1928.

Orígenes del balompié en Nicaragua en 1909-1928

Sobre los comienzos de la práctica del fútbol en Nicaragua se sabe que el 15 de septiembre de 1909 se realizó un partido entre dos equipos, compuestos por socios del Managua Sporting Club. El encuentro se verificó en el trillo de los señores Frixione. El equipo Blanco, ganó por dos goles a uno al equipo Azul y Blanco. E. Solís y Francisco Frixione anotaron los dos tantos del equipo Blanco y por el perdedor Azul y Blanco, anotó el gol Julio D` Arbelles.[6] Los deportistas nicaragüenses de principios del siglo XX no eran constantes en sus prácticas y en el sostenimiento de sus asociaciones deportivas, por lo que tuvieron una existencia efímera. La práctica del deporte era vista como un acto social más de los jóvenes acomodados, y no como una actividad que demandaba disciplina y esfuerzo para ejecutarla. Sobre esto se tiene a modo de ejemplo, que a finales de 1917 el club balompédico capitalino Metropolitano, del cual se creía que había desaparecido, volvió a realizar prácticas deportivas.[7]

Francisco Frixione Avilés fue Alcalde de Managua en 1932 y Presidente del Comité Ejecutivo del Distrito Nacional.

Francisco Frixione Avilés fue Alcalde de Managua en 1932 y Presidente del Comité Ejecutivo del Distrito Nacional.

Para el 25 de diciembre de 1917 el Club Metropolitano de Managua concertó un partido de balompié con un club de Chinandega, el cual se verificaría en aquella ciudad.[8] En la realización de partidos de fútbol fuera de Managua influyó de una manera fundamental la creación del ferrocarril, el cual para principios del siglo XX unía el puerto de Corinto en el océano Pacifico con las ciudades de Chinandega, León, Managua, Masaya y Granada.[9] Es en 1920 que el fútbol adquiere el carácter de representación nacional, esto debido a que para domingo 29 de febrero del año en mención se efectuó en Managua, el primer partido de balompié entre unos futbolistas costarricenses y una selección nacional de fútbol de Nicaragua. El partido finalizó empatado a un gol. El partido, se realizó en el campo de deportes de La Momotombo.[10] Fundamentado en todo lo antes citado se tiene que la práctica del balompié en Nicaragua durante los años de estudio fue un fenómeno capitalino que perteneció al ámbito privado, concentrándose en la ciudad de Managua en el campo de deportes de La Momotombo. Asimismo, en sus inicios en el país la práctica del fútbol fue una actividad controlada por la clase dominante, debido a que se ejecutaba entre miembros de las principales colonias extranjeras y de la burguesía nacional, lo que impidió su propagación a los demás sectores sociales. Esto difiere con el caso de Costa Rica, debido a que entre los factores que permitieron la popularización del fútbol en ese país sobresalen: la introducción de la lucha deportiva entre el grupo dominante y el sector trabajador; y la práctica por parte de niños y estudiantes del Liceo de Costa Rica, que era el principal centro educativo del país, donde ingresaban a estudiar jóvenes provenientes de lugares alejados del Valle Central, los cuales esparcieron la práctica del balompié al retornar a sus lugares de origen.[11]

El domingo 12 de diciembre de 1920 se llevó a cabo un partido entre el Xolotlán y el equipo de los Hermanos Cristianos.[12] El domingo 14 de agosto de 1921 se efectuaría un partido entre los clubes Xolotlán y Diriangén de Diriamba. Este último practicaba diariamente bajo la dirección del Ingeniero Carlos A. González, quien obtuvo premios en este deporte cuando estudiaba en la Universidad de Stanford.[13]  

Ingeniero Carlos Alberto González.

Ingeniero Carlos Alberto González.

Posteriormente, para el domingo 15 de marzo de 1925 se efectuó un partido entre los clubes Olímpico de Granada y el capitalino Managua. Ganó el primero por dos goles contra uno.[14] Para el domingo 24 de junio de 1928 se realizó un partido entre los equipos managüenses Managua y Centroamérica. El partido se llevó a cabo en el estadio de la Es cuela de Artes.[15] El domingo 1 de junio del año en mención se jugó un partido en Granada entre el Nacional de Managua y el club granadino Centroamérica. Ganó el último por un gol a cero.[16] En septiembre del mismo año el club Railroad le ganó el campeonato de fútbol del país al Metropolitano de León por siete goles a cero.[17]

Conclusión

La práctica del balompié en sus inicios en Nicaragua se concentró principalmente a nivel geográfico en el ámbito capitalino de la ciudad de Managua y perteneció al ámbito privado. A nivel de clase fue una actividad controlada por la clase dominante, debido a que se ejecutaba entre miembros de las principales colonias extranjeras y de la burguesía nacional, lo que impidió su popularización. El ferrocarril permitió que el fútbol se propagara a las otras principales ciudades del Pacífico como Chinandega, León  y Granada. Sobresale el hecho de que los futbolistas nicaragüenses de principios del siglo XX no eran constantes en sus prácticas y en el sostenimiento de sus asociaciones balompédicas, por lo que tuvieron una vida muy corta. La práctica del balompié era vista como un acto social más de los jóvenes acomodados, y no como una actividad que demandaba disciplina y esfuerzo para ejecutarla.   

Referencias

Periódicos

1. El Comercio. Viernes 17 de septiembre de 1909. Año XV. No.3832.

2. El Imparcial. Miércoles 24 de octubre de 1917. Año III. No. 662.

3. ibíd. Viernes 7 de diciembre de 1917. Año III. No.698.

4. El Diario Nicaragüense. Martes 2 de marzo de 1920. Año XIII. No. 4315.

5. La Noticia. Martes 7 de diciembre de 1920. Año VI. No.1103.

6. ibíd. Martes 9 de agosto de 1921. Año VIII. No.1293.

7. La Tribuna. Martes 17 de marzo de 1925. Año VIII. No.2191.

8. ibid. Sábado 23 de junio de 1928. Año XII. No.2373.

9. ibid.. Martes 10 de junio de 1928. Año XII. No.2385.

10. ibid. Miércoles 5 de diciembre de 1928. Año XII. No.2504.

Libros

1. Berrios Mayorga, María. (1960). Juegos nicaragüenses de ayer y de hoy. León: Editorial Hospicio.

2. Boletín Nicaragüense de Bibliografía y Documentación. (1979). No.27. Managua: Biblioteca del Banco Central de Nicaragua. 

3. Guerrero C., Julián N y Soriano de Guerrero, Lola. (1965). Masaya. Monografía.

4. Urbina Gaitán, Chester. (2001). Costa Rica y el Deporte 1873-1921. Un estudio acerca del origen del fútbol y la construcción de un deporte nacional. Heredia: EUNA.

5. Vargas, Oscar René. (1989).  La intervención norteamericana en Nicaragua y sus consecuencias 1910-1925. Managua: DILESA.

Direcciones electrónicas

1. http://www.diriamba.info/Deportes.htm

2. https://kevinrodriguez.wordpress.com/historia-del-futbol-en-nicaragua/

 


[1] Vargas, Oscar René. (1989).  La intervención norteamericana en Nicaragua y sus consecuencias 1910-1925. Managua: DILESA. p.11.

[2] ibid.p.53.

[3] ibid.p.240.

[4] Berrios Mayorga, María. (1960). Juegos nicaragüenses de ayer y de hoy. León: Editorial Hospicio. pp.21-22. También: Guerrero C., Julián N y Soriano de Guerrero, Lola. (1965). Masaya. Monografía. p.107.

[6] El Comercio. Viernes 17 de septiembre de 1909. Año XV. No.3832. p.2. 

[7] El Imparcial. Miércoles 24 de octubre de 1917. Año III. No. 662. p.1.

[8] ibíd. Viernes 7 de diciembre de 1917. Año III. No.698. p.4.

[9] Boletín Nicaragüense de Bibliografía y Documentación. (1979). No.27. Managua: Biblioteca del Banco Central de Nicaragua. 

[10] El Diario Nicaragüense. Martes 2 de marzo de 1920. Año XIII. No. 4315. p.1.

[11]  Urbina Gaitán, Chester. (2001). Costa Rica y el Deporte 1873-1921. Un estudio acerca del origen del fútbol y la construcción de un deporte nacional. Heredia: EUNA. pp.78-82.  

[12] La Noticia. Martes 7 de diciembre de 1920. Año VI. No.1103. p.3.

[13] ibíd. Martes 9 de agosto de 1921. Año VIII. No.1293. p.1.

[14] La Tribuna. Martes 17 de marzo de 1925. Año VIII. No.2191. p.3.

[15] ibid. Sábado 23 de junio de 1928. Año XII. No.2373. p.4. 

[16] ibid.. Martes 10 de junio de 1928. Año XII. No.2385. p.4.

[17] ibid. Miércoles 5 de diciembre de 1928. Año XII. No.2504. p.4.     

Etiquetado con: , , ,
Publicado en: active

Nº 68

Números publicados

Revista indexada en:

dialnetdialnet
Tienda oficial de CIHEFE
Hazte Socio
Foro

Redes sociales